CIRUGIA CARDIOVASCULAR    
Español | English
ISSN: 0210-0576 
e-ISSN: 1698-7624 
 
Subscribers area
Home Editorial Board Journal Contents Subscriptions Contact Us Authors Instructions
     
   
<<< back |
Review Article

Donald H. Enlow: Godfather of anatomic compensation

2015, Volumen 45, Número 4
Mark G. Hans, Apostolos Tsolakis
Profesor y catedrático. Departamento de Ortodoncia. School of Dental Medicine. Case Western Reserve University. Cleveland, Ohio, EE.UU.
 

Donald Enlow comenzó su carrera profesional como geólogo, estudiando las capas de la Tierra en su región natal, Texas. Mientras estudiaba en la universidad descubrió que los principios de la estratificación geológica podían aplicarse al estudio de cortes lijados de hueso. Este concepto revolucionario daría lugar a sus célebres publicaciones durante la segunda mitad del siglo XX, en las que cartografió las áreas de aposición y reabsorción del rostro humano al completo. Su clásica obra ha constituido los fundamentos para entender cómo cambia el complejo craneofacial con la maduración y el crecimiento. Aunque Enlow no era médico, a lo largo de su trayectoria académica tuvo una estrecha relación con especialistas craneofaciales. Primero en la Universidad de Michigan como parte del Michigan Center for Human Growth and Development (centro especializado en el crecimiento y desarrollo humano) y, posteriormente, como jefe del Department of Orthodontics («Departamento de Ortodoncia») de la Case Western Reserve University. En ambas instituciones Enlow se involucró en análisis detallados e imaginativos sobre la aplicación de la biología ósea al diagnóstico y tratamiento en ortodoncia. Habiéndose formado como anatomista, le fascinaba la complejidad del rostro humano y la infinidad de combinaciones de características óseas que terminaban formando una oclusión funcional en más del 99% de la población humana. Uno de sus coetáneos, el también anatomista M. Moss, hizo la famosa afirmación de que la ortodoncia era una «profesión de seis milímetros». En fuerte contraposición a la postura de Moss, Enlow interpretaba esta variación de seis milímetros como una proeza milagrosa que atribuía a la gran complejidad existente en la disposición de las diferentes partes del complejo craneofacial. A este fenómeno lo llamó compensación anatómica. Para Enlow, la oclusión de los dientes era el resultado de diversas variaciones en el tamaño, la forma y la posición de las partes del complejo craneofacial a medida que la persona va creciendo, por medio de procesos de desplazamiento y remodelación de los huesos faciales. Para que el proceso fuera más comprensible, solía comenzar sus disertaciones comparando la oclusión de los dientes con la parte superior de un trípode (como se muestra en la figura 1). La parte superior del trípode está nivelada; sin embargo, las patas de apoyo, a pesar de tener la misma longitud total, pueden presentar enormes variaciones en la longitud de cada uno de los componentes telescópicos que las conforman. Además, cada componente de cada pata no tiene por qué tener la misma longitud. Si una pata tiene un segmento «a» corto, el segmento «b» puede ser más largo para compensar la longitud reducida de «a». Este concepto simplificado de compensación en las patas de un trípode se vuelve infinitamente más complicado en el caso del rostro humano. Abordémoslo con más detalle en las siguientes páginas, donde veremos que este concepto de compensación anatómica puede sentar las bases para el diagnóstico y el tratamiento en ortodoncia.  (Rev Esp Ortod. 2015;45(4):183-198)

 
 
Key words:
 
[Buy article]
 
 
     
Mallorca, 310 - 08037 Barcelona - Spain
Phone: +34 93 207 59 20
Fax: +34 93 457 66 42
  © Permanyer Publications | Made & Powered by IMMA PUIG | Privacy Policy | Legal notice